Reseña SIN SPOILERS. Spider-Man: Homecoming

Por: GO! El Monitor Geek

Spider-Man: Homecoming es una película que nos muestra la vida de Peter Parker unos meses después de la famosa batalla en el aeropuerto de la película Capitán América 3: Civil War. En la cinta, somos testigos de cómo Spider-Man tiene que encontrar su camino como héroe, lidiar con las responsabilidades de un adolescente y adquirir experiencia para poder estar lado a lado con héroes como Iron Man quien en esta película, más o menos, lo asesora.

 

LO BUENO

La cuestión que más brilla en esta película es la actuación de Tom Holland como Peter Parker. ¡Qué impresionante! Holland nos regala una actuación completamente entrañable y podemos ver a un Parker de buen corazón, tímido, socialmente inepto, geek, inteligente y con un gran sentido de responsabilidad y humor. Todo esto hace que el público realmente se conecte con él. También me gustó mucho ver a un Spider-Man que apenas está aprendiendo a ser un héroe, que se precipita, toma decisiones equivocadas y que no es tan hábil a pesar de tener un gran potencial.

Michael Keaton también demuestra que es un gran actor con su personaje de Vulture. El guión aprovechó su capacidad actoral para darnos a un gran villano Marvel, dándole tiempo en la pantalla, motivaciones, y sobre todo una conexión con Spider-Man. Es interesante ver cómo las situaciones llevaron a Vulture a ser un villano de Spider-Man y no de otros Avengers. De hecho, hay una conexión entre Parker y él que se me hizo bastante, bastante creativa.

La mayoría del resto del elenco (con la excepción de la tía May) se me hizo súper bien elegido. Desde el Flash Thompson del actor Tony Revolori, que es otro tipo de Bully hasta el personaje de Zendaya. El elenco le da bastante humor a la película e interactúan muy bien con Parker. Aquí cabe aclarar que si esperas a personajes similares a los de los cómics, te llevarás una gran decepción.

La historia, gracias al cielo, nos ahorró otro origen de Spider-Man dando lugar de lleno a la historia en curso y tampoco vemos otra vez al tío Ben. Por último, Tony Stark no es tan prominente en la película como en los pósters, así que se sigue sintiendo como una película de Spider-Man.

El soundtrack me encantó. Giachino homenajeó el tema clásico de Spider-Man, el de Danny Elfman y usó estas frases ya conocidas para crear algo nuevo, esperanzador y próximamente icónico.

 

LO MALO

Hay dos cosas principales que me estuvieron molestando a lo largo de la película:

1.- La situación por la que Vulture obtuvo su traje se me hizo algo completamente irreal e increíble. Lo malo de esto es que ocurrió al principio de la película, así que se convirtió en una piedra en el zapato que traje a lo largo de dos horas, ya que toda la película parte de esta premisa. No diré spoilers, pero tengan en mente que el equipo de Vulture rivaliza de cierta manera con la tecnología Stark.

2.- Los niveles de poder de Spider-Man no son coherentes con los que tenía en la película de Civil War. Como comenté, me gustó ver a un Spidey que apenas está aprendiendo a ser superhéroe pero ¿Entonces por qué es tan pro una película antes? Recordemos que en el aeropuerto ya peleaba mano a mano en contra de Bucky Falcon AL MISMO TIEMPO, cuando en esta película lo vemos batallando por alcanzar a una simple camioneta. No culpo a esta película, culpo a la anterior.

 

Otros puntos que no me gustaron fueron el hecho de que la historia, aunque simple y efectiva, careció de cierto drama humano que yo espero de Spider-Man. Claro que esto no es un gran punto en contra porque entiendo que es la primera película de Holland como Spider-Man y era más importante conocer acerca del personaje antes de ir más allá.

La tía May por su parte tampoco ayudó mucho, ni a Parker ni a la película. Espero que en la próxima entrega veamos un poco más desarrollado su personaje porque aquí parecía que sólo estaba para calentar jovencitos y millonarios filántropos.

 

CONCLUSIÓN

Spider-Man: Homecoming es una historia que nos muestra a un Spidey fresco y entrañable, hazaña nada sencilla ya que hemos tenido muchas adaptaciones del personaje en los últimos años, y décadas. A pesar de esto, Holland se ha convertido en mi Spider-Man favorito. Es aquél héroe que verdaderamente encarna los ideales de responsabilidad y corazón del personaje, el que defiende a la gente común.

Me encantó la manera en la que uno crea una conexión instantánea con él y ahí radica el valor de la película. Spider-man: Homecoming nos hizo identificarnos con Parker de la misma manera en que el cómic Amazing Fantasy (primera aparición de Spider-Man) hizo que los lectores de 1962 se identificaran con Spidey en esa época.

Con Vulture, se ve que Marvel está aprendiendo de sus errores y le está poniendo mucho más empeño a sus villanos. Michael Keaton es un gran paso, pero creo que aún falta un camino por recorrer.

Una premisa simple pero efectiva, con uno que otro error (como el que les mencioné). Eso sí, los personajes se quedan en una posición muy interesante por lo que una buena secuela podría resultar incluso mejor que Spider-Man 2 de Raimi, ojalá eso suceda.

 

CALIFICACIÓN: 3.5 de 5

 

 

 

 

Use Facebook to Comment on this Post